viernes, 8 de marzo de 2013

Radio Flamingo presenta... Discos Marzo 2013



En Radio Flamingo queremos estar al tanto de las cositas que van sucediendo, de los discos que aparecen y merece la pena escuchar y por ello cada mes os traeremos aquello que ha sonado por aquí. Pero la realidad es caprichosa y cuando nos disponíamos a recomendarte este mes el  trabajo que publicaron Ducktails hace unas semanas ha estallado la bomba deportiva y lo ha inundado todo: Los sevillanos Pony Bravo han colapsado la red publicando su tercer disco, De palmas y cacería. Tamaña noticia es digna de mención, y, por lo tanto, este mes en Radio Flamingo habrá ración doble de discos. 



Radio Flamingo
presenta...



PONY BRAVO – DE PALMAS Y CACERÍA


















Una semana después de adelantar en su web el single “El político Neoliberal” los sevillanos Pony Bravo hacen lo propio con el resto de las 9 canciones  que conforman su tercer álbum: “De palmas y cacería”.

Pony Bravo siguen profundizando en ese compuesto alquímico tan indescifrable que compone su universo musical. Parece que no hayan pasado dos años desde “Un gramo de fé” ya que “De palmas…” podría ser su reverso perfecto, su continuación. Mismos lenguajes, mismas obsesiones, pero añadiendo una cucharada de brebaje más al caldero en busca de su particular piedra filosofal.

Un aquelarre en el que siguen invocando  a Morrison, a Captain Beefheart, a los padres del Dub y a Can. Pero la mayor cualidad de Pony Bravo es hacerlo de manera natural, nada impostada, hecho que nos recuerda a la capacidad de absorción de unos Radio Futura, salvando las distancias. Son más que una suma de influencias. Imponen su sello, pasado por el filtro de lo popular, de la sátira. Un rifle con la mirilla desviada pero de certera puntería: Suenan a Pony Bravo.

Imponentes bases rítmicas y espasmódicos riffs de guitarra, marca de la casa desde el  primer corte: “Turista, ven a Sevilla” abre el disco con un acertadísimo acompañamiento de guitarra flamenca a cargo de El Niño de Elche que nos hace fantasear con nuevas aventuras futuras. “El político neoliberal” podría asumir el rol que ocupó “Noche de setas” en el precedente álbum: Ritmo infeccioso, percusiones, coros. Con “Cheney” salen los Pony Bravo más crudos. “Mi DNI” nos trae las glorias, miserias e imposturas del Indie Español en un Spoken Word a cargo de Pablo Peña, bajista de la banda (¿homenaje a Pepe da Rosa?). Los sonidos caribeños de “Guajira de Hawaii” dan paso a “Eurovegas”, uno de los puntos álgidos del disco, canción que vaticinamos se convertirá desde ya himno en sus conciertos. En “Zambra de Guantánamo” e “Ibitza” se adentran en la electrónica, como ya anunciaban en los pasados meses. Y lo hacen como ellos saben, sin vergüenza y con desparpajo, con la mirada del que observa desde fuera, con curiosidad, sin pasar por el aro de los cánones ético-estéticos de lo moderno. El disco finaliza con una canción serpenteante como “El mundo se enfrenta a grandes peligros” desde ese extraño lugar donde Kraut, Dub y Rock se dan la mano. Ese lugar a orillas del Guadalquivir.




DUCKTAILS- FLOWER LANE





















Tras unos primero trabajos de aire más Lo-Fi, el Real Estate Matthew Mondanile ha dado un paso al frente con este “Flower Lane” para ofrecernos un Pop  más elaborado, que bebe de diversas fuentes.  El disco comienza con la luminosa “Ivy Covered House”, pudiendo parecer un cruce entre sus hermanos Real Estate y Echo and the Bunnymen, pero pronto se adentra en un terreno que nos evoca a Steely Dan o a unos Fleetwood Mac ya post-Rumours en canciones como “The Flower Lane” “Under Cover” o “Timothy Shy”. Un crescendo perfecto, a pesar de estar ante un disco sin sobresaltos. Tras una evocadora “Planet Phorm” el disco continúa por terrenos cercanos al sonido negro que facturaba Edwin Collins al frente de Orange Juice o el Pop más almibarado de Prefab Sprout. Un disco que combina la delicadeza y la sobriedad en la producción, elegante y distante. Un disco que recorre la vereda que han reabierto otras bandas de la actualidad y que tiene sus ojos puestos en los 80.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario